blog / Innovaciones

IPC PIENSA EN VERDE

 

Hoy en día, los principales objetivos de las industrias y las empresas de gestión de instalaciones son maximizar la eficiencia y aumentar la productividad. Recientemente ha aparecido en un nuevo desafío fundamental: cómo lograr eficiencia y productividad con tecnologías de limpieza sostenibles. Conseguir ser más verdes.

 

En el sector de la limpieza profesional, la limpieza no solo se trata de hacer un lugar limpio e higiénico. Significa también de mantener el medio ambiente sin contaminación, protegido y respetado.

 

Responsabilidad y Compromiso

 

Los fabricantes son conscientes de su responsabilidad con la comunidad y cada vez se centran más en ser ecológicos. Esto se ha convertido en una prioridad y una política ético-ambiental de la compañía. Significa un enfoque ecológico para minimizar el impacto de cualquier producto a lo largo de su ciclo de vida, desde el diseño, producción, transporte y uso, hasta la eliminación final y el reciclaje.

 

Esto significa un enfoque integrado global para la protección del medio ambiente, basado en:

 

  • Conformidad con todas las regulaciones ambientales
  • Bajo impacto global en el medio ambiente
  • Protección y seguridad para el personal en su lugar de trabajo
  • Mejora continua del “desempeño ambiental” de los productos.

 

Certificaciones Nacionales e Internacionales

 

Cada país tiene diferentes regulaciones. El compromiso de la industria de la limpieza queda demostrado por las certificaciones nacionales e internacionales que llevan a cabo. Estas certificaciones generalmente tienen requisitos estrictos sobre los procesos de producción y la tecnología empleada.

 

De esta manera, las empresas pueden hacer clara su prioridad, comprometiéndose con la reducción de los niveles de energía y/o agua y/o consumo de detergente, haciendo así una contribución real al desarrollo sostenible.

 

Para saber más sobre la política de IPC, haga clic aquí

 

 

Innovaciones ecológicas

 

En la última década, los fabricantes han experimentado pasos agigantados en los sectores de limpieza.

 

Por ejemplo, las microfibras, anteriormente era telas innovadoras. A día de hoy estan presentes y la investigación sobre el desarrollo de maquinaria se ha dirigido casi exclusivamente hacia la reducción del uso de agua, energía y productos químicos. Los últimos depuradores y limpiadores de alta presión, con prestaciones muy eficientes, son un claro ejemplo de esta innovación.

 

Cuando el verde significa salud para la comunidad

 

Si pensamos en la última generación de herramientas de limpieza manual, vemos cómo fueron diseñadas para ahorrar tiempo de trabajo y reducir el esfuerzo de los usuarios. Los marcos, los trapeadores de microfibra, los carros y las herramientas para limpiar ventanas son cada vez más ergonómicos, ligeros y fáciles de usar. Además, cuando su ciclo de vida ha terminado, la mayoría de los materiales se pueden reciclar. Por ejemplo, los plásticos robustos y eficaces empleados para fabricar la tecnología “Black is Green” son reciclables a> 75%.

 

Los sistemas automáticos para dosificar productos químicos instalados en los carros más recientes son verdaderamente innovadores. De esta forma se asegura la cantidad de solución sea adecuada para el nivel de suciedad que tiene que enfrentar.

 

¿Y qué hay de la tecnología de los generadores de vapor? Esos productos ahora se están volviendo más populares que nunca. Son eficientes ya que destruyen la suciedad y las bacterias mediante el simple uso de agua humeante.

 

Los sistemas de agua pura han sido concebidos para limpiar ventanas sin el uso de productos químicos. De esta forma, se mantienen enjuagados y transparentes durante más tiempo. Al no ser detergente, las aguas residuales de estos sistemas se pueden usar para regar plantas o simplemente se pueden tirar en desagües públicos. No existen problemas de contaminación.

 

El verde es caro

 

El único prejuicio que hay que vencer ahora es que “el verde es caro”. Todavía es difícil para los usuarios admitir que los “productos sostenibles” pueden ser menos costosos a mediano plazo. Esto se debe en parte a que debemos cambiar la forma de pensar sobre cómo reducir sus costos:

 

Un precio más alto definitivamente traerá mayores ahorros en el futuro.

 

Invertir en innovación, seguridad del personal y sistema de limpieza ecológicos, es un beneficio a medio/largo plazo.